martes, 19 de enero de 2016

JÓVENES


Ahora;
cuando los huesos
cantan su canto de sirenas
y las heridas han dejado de sangrar
recuerdo cuando éramos jóvenes
y andábamos subidos a la quijada de la vida,
éramos locos,
jóvenes inciertos
sin experiencia de la vida
y por tanto andábamos buscando nuestro camino,
ese camino que no sabíamos como sería
si sería tortuoso,
con curvas y a lo loco,
o sería tan recto
que no encontraríamos el final,
pero eso sí,
sabíamos lo que deseábamos hacer
aunque nos trataran de locos,
pues queríamos bebernos la noche
sobre nuestros anéelos de soñadores
buscando nuestro paraíso
en una ciudad inquieta y gris
donde seguir enamorados
bajo los paraguas,
que contenían los aguaceros
que día sí y día también
caían con violencia desatada
sobre nuestros cuerpos
de locos jóvenes enamorados.

2 comentarios:

  1. Divinos años de sueños azules amigo mio,un precioso poema de canto a la nostalgia que no vuelve por desgracia. Me encanta Juan Carlos, mi enhorabuena y un abrazo amigo mio.

    ResponderEliminar
  2. Divinos años de sueños azules amigo mio,un precioso poema de canto a la nostalgia que no vuelve por desgracia. Me encanta Juan Carlos, mi enhorabuena y un abrazo amigo mio.

    ResponderEliminar