martes, 3 de mayo de 2016

A EL QUE PUDO QUERER NACER


Una noche de caricias
aplacasteis vuestra sed de gozo
entregando vuestros cuerpos al amor
y os congratulasteis de la unión
que formo una fuerte pasión,
más la pasión de vuestros cuerpos
consumo la abnegación del éxtasis
dando vida a un nuevo ser,
que poco a poco tomo forma de vida
y en el silencio materno llamaba
a las entrañas de tu vientre ,
dando señales de querer vivir
más os hicisteis sordos a su voluntad
y vuestra púber inocencia
no le dejo ver la libertad,
ya que no le dejasteis nacer.

1 comentario:

  1. Qué fuerte mi querido Juanky, la irresponsabilidad y el egoísmo nublan los sentidos.
    Mi buen amigo, un abrazo y besito para ti.

    ResponderEliminar