martes, 5 de julio de 2016

TORMENTA.....


Anoche;
el cielo se desplomo,
rompiendo su ira
guardada hacia tiempo,
en su vientre dolorido,
Entonces fue
cuando mi estancia se ilumino
con su luz blanca
y aquel quejido inhumano,
hizo que te extrañara,
que sintiera la cama abandonada
de tus manos acariciando el sueño,
de tu cuerpo desnudo en alerta
sobre aquel infierno de tormenta.
Cuando aquella luz misteriosa
cubrió mi cuerpo semidesnudo,
que andaba sudando,
un sudor rancio,
falto de tus besos
el cual se mezclaba con la lluvia
fue entonces cuando apareciste allí,
sobre la penumbra de la habitación
la cual dilataba mi figura,
entonces te posaste encima de mí
y sobre aquella música de truenos y relámpagos
danzaste suavemente sobre mi vientre,
hasta caer fusionada por el placer
que te había proporcionado,
la lluvia y aquella cálida brisa
que andaba acostumbrándose a ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario