martes, 4 de julio de 2017

ELLAS......


 
Se deseaban,
como se desea
 lo que mas se ama.
sus eternas miradas eran desafiantes
hasta que llego el instante,
el momento de desinhibirse
y decidieron,
tomarse la una a la otra
sentir,
el deseo cabalgando por sus cuerpos
montadas sobre un escalofrío,
de piel ardiendo de sentimientos
sobre una locura de caricias,
llevándolas al paroxismo
de un inquebrantable duelo de lenguas
surcándose de;
norte a sur,
de este a oeste,
y así,
bajo la locuaz aventura
enfrascarse en el ocaso,
del sudor de sus entrepiernas. 

3 comentarios:

  1. El amor no entiende de géneros, y me ha parecido muy sensual tu poema, amigo mío, esas pieles que se beben desde el norte del placer hasta el sur de sus mares.

    Besos y feliz tarde.

    ResponderEliminar
  2. Como bien dice María, el amor, el sexo, el placer, el deseo, cada uno lo vive como prefiere, dentro de lo que puede. Magnifico poema y bello canto a la libertad de elección, amigo Juanky.
    Un abrazo ;-)

    ResponderEliminar
  3. La piel no tiene sexo... el amor tampoco... dejemos que se amen en libertad.
    Me quedo con tu poema en mi retina a modo de grito ondeante y desafiante ante el simple hecho de sentir.

    Mil besitos amigo Juanky y feliz nocche.

    ResponderEliminar